jue,28-08@05:09

Yo SÍ soy cómplice

Poco antes de las olimpiadas de Beijing se puso de moda la crítica contra China y contra todo lo que rodeaba las olimpiadas. Las imágenes de los Aros Olímpicos hechas con esposas eran un reclamo más, así como la teoría del logo olímpico con un fusilamiento en paredón.

Durante meses, expertos mundiales en criticar por deporte (esos sí merecen una medalla) se han dedicado a protestar por la libertad de un pueblo, el Tibetano, del que muchos desconocen toda su historia, e incluso algunos no saben ni colocarlo en un mapa. Listillos y modernillos se han convertido en defensores de la justicia suprema amparados en su conocimiento de la causa brindado por las noticias de Tele5, CNN, y la película de "7 años en el Tíbet".

Bajo esa marea de críticas nació un eslógan de lo más inteligente: "Yo no soy cómplice". Un pretendido boicot a las olimpiadas y a toda China en general.

Pues bien, yo hoy quiero manifestar que yo, al contrario que todos esos listillos sabelotodo, sí soy cómplice. Y a mucha honra.

Sí soy cómplice de un evento que ha conseguido abrir al mundo uno de los países más herméticos.

Sí soy cómplice de que la gente sienta interés real y ganas de conocer aquello que sólo conocen de oídas.

Sí soy cómplice de dar la oportunidad a más de 1.500 millones de personas de mejorar sus vidas, de sentirse útiles y partícipes de una sociedad, de despertar de un letargo de olvido y convertirse en protagonistas de un evento mundial.

Sí soy cómplice de viajar aquí y conocer de primera mano aquello que nos venden en los noticiarios.

Sí soy cómplice de querer conocer en lugar de criticar con lo que otros nos cuentan.

Sí soy cómplice, también, a mi pesar, de tolerar que otros países promuevan el boicot indiscriminado por razones de oportunismo político.

Soy cómplice además de no manifestarme contra países que, como EEUU, tienen la desfachatez de venir a China pidiendo respeto a los derechos humanos, cuando en sus casas son aún peores.

Sí soy cómplice, en definitiva, de vivir esa gran realidad que reza que el racismo es una enfermedad que se cura viajando.

-kali dixit, kali drinkit- | [enlace permanente] | Categoria: general

lun,25-08@19:39

Y ahora... ¿qué?

Ya acabaron las olimpiadas. Con todos sus detallitos de turno, desde el quedao del maratoniano marroquí hasta el borrachísimo e impresentable alcalde de Londres. El COI ya ha volado lejos y los olímpicos que no han pillado cacho por aquí están de vuelta con sus familias. La villa olímpica se queda tan vacía como el nido, un nido del cual todos los hijos han volado ya lejos.

Y ahora ¿qué?

Es la pregunta transparente aquí en china ahora. Llevan tanto tiempo preparando y hablando de Beijing 2008 que ahora parezca que no queda nada que hacer. En las televisiones sólo ponen repeticiones de medallas chinas o de las ceremonias de apertura y clausura, y si acaso algún documental sobre otras olimpiadas como para demostrar lo mejores que han sido las chinas.

Todo a pedir de boca, una organización casi perfecta, unos resultados inmejorables con China como campeona global en el medallero, con una barbaridad de records del mundo a pesar de los malditos periodistas que auguraban una olimpiada sin plusmarcas.

Pero yo pregunto, ahora sin el norte supremo que era Beijing 2008, y con el eco de la tonadilla infernal del "I love Beijing", ¿quién sabe hacia donde va este país?

-kali dixit, kali drinkit- | [enlace permanente] | Categoria: general

jue,21-08@16:29

On my fucking way

I'm on my fucking way back home...

-kali dixit, kali drinkit- | [enlace permanente] | Categoria: general

dom,17-08@21:14

Hoy

Hoy eso uno de esos días en que echo de menos...

-kali dixit, kali drinkit- | [enlace permanente] | Categoria: general

sáb, 9-08@20:26

Expertos Mundiales

España es, como ya he dicho otras veces, uno de los lugares del mundo donde más nos gusta hablar de todo como si fueramos expertos mundiales en la materia.

Estos días no hago más que ver grupos de manifestantes y gente parloteando sobre lo malos que son los Chinos, y los pobres Tibetanos. Hablan desde el grado de conocimiento que da la mayor de las ignorancias. Oyen algo en la tele, o en un periódico, y de repente, aquellas personas que no sabían (ni aún saben) señalar en un mapa dónde queda Tibet, son los mayores activistas pro-tibet, y odian a China y a sus olimpiadas.

Muchas de esas personas tal vez deberían viajar para conocer cuáles son los verdaderos problemas en China o en Tibet, o por ejemplo para conocer cómo otros expertos mundiales de diferentes naciones hablan (con el mismo grado de desconocimiento) sobre la ocupación Española de Euskal Herria, y los métodos de tortura de nuestras fuerzas policiales.

Tal vez si dejáramos de creer lo que oímos o leemos en los medios sin cuestionarnos su imparcialidad empezaríamos a entender, y sobre todo a respetar, las demás culturas y los demás pueblos.

-kali dixit, kali drinkit- | [enlace permanente] | Categoria: general